Abinader asume posición valiente al decidir la firma del Pacto Eléctrico

Abinader asume posición valiente al decidir la firma del Pacto Eléctrico

Guarionex Rosa

La firma el jueves del Pacto Nacional para la Reforma del Sector Eléctrico, que estaba en la mesa desde hace más de seis años, es una decisión valiente del presidente Luis Abinader, quien al reconocer el documento dijo que lo hacía pese al desacuerdo con “algunos puntos”.

Es evidente que Abinader ha preferido que el acuerdo se ponga en vigencia antes de que permaneciera en una especie de limbo mientras el país espera que la situación del servicio energético, un dolor de cabeza nacional, sea aliviado y eliminado el déficit del sector eléctrico.

El acuerdo de los principales partidos, sectores empresariales y otros, con el desacuerdo de organizaciones sociales y algunos economistas universitarios, se produce a poco de cumplir el régimen de Abinader sus primeros seis meses.

Se cree que con una carpeta de nuevos anuncios para el año 2021 mientras avanza la vacunación contra el Covid-19, que permitirá inmunizar a toda la población, Abinader presenta mañana sus memorias del medio año y del medio anterior ante el Congreso.

“Este pacto no es perfecto. Estoy en desacuerdo con algunas partes que me gustaría que avanzaran más”, dijo al firmar el documento. Citó al ministro de Energía, Antonio Almonte, sobre los puntos anteriormente objetados que ya están siendo aplicados.

Abinader, quien encabezó el acto de la firma en el Palacio Nacional, dijo que el sector eléctrico es deficitario e insostenible. Para cubrir el mismo el presupuesto del presente año contempla RD$128,000 millones, que es el estimado del déficit. El presidente se comprometió a impulsar cambios profundos, al considerar que la energía con que cuenta el país no es competitiva ni confiable.

El Pacto define las metas de reducción de pérdidas y las expectativas de cobranzas del servicio, así como revisiones periódicas de las tarifas. Esto último es lo que más interesa a los consumidores que han visto las tarifas aumentar y el servicio perder fuerza en todo el país.

Casi el mismo acordado hace tres años, el Pacto marca un plan estratégico y de negocios que abre la puerta a una reforma profunda del sector incluyendo que las Empresas Distribuidoras Eléctricas, llamadas EDE, subcontraten compañías para cobrar a los clientes.

Apoyos al Pacto
El Partido Revolucionario Moderno (PRM), que apoyó la firma, recordó que en su carta del 19 de febrero de 2019 dirigida al Consejo Económico y Social (CES), presentó 12 propuestas para ser adheridas al Pacto “pero por razones no explicadas, ninguna fue incluida”.

También manifestó el PRM que esas propuestas abordaban temas como las auditorías regulares a las empresas distribuidoras, como verificar la construcción de Punta Catalina, aplicar la reducción de gastos, licitaciones de nueva energía y la expansión del sistema.

PRM cree que esas propuestas pueden ser ejecutadas por el régimen de Abinader apoyándose en la Ley 125-01 y sus reglamentos sin necesidad de nuevas discusiones. El nuevo gobierno aplicó la transformación de la CDEEE, y la auditoría a las empresas distribuidoras.

Además en un documento a la prensa, el PRM citó que el gobernante dispuso la eliminación de dos de los tres consejos de administración de las EDES, auditoría a Punta Catalina y la licitación de nueva generación en Manzanillo, con dos plantas de 800 megas.

Una nueva terminal de gas propuesta en el pasado para almacenar y despachar gas natural será propuesta en los próximos días. Como un punto esencial de su respaldo al Pacto, el PRM apoya la transparencia, ataque a la corrupción, eliminar sobrecostos y promover el ambiente.

El ex ministro de Energía, Antonio Issa Conde durante el régimen de Medina, en referencia a las reformas que propone el Pacto dijo: “es una reforma que tiene que ir creciendo y haciendo que el sector mejore. No podemos permitir que se convierta en una hoja de papel”.

El ex administrador de CDEEE, Rubén Jiménez Bichara, expresó que con la puesta en vigencia del Pacto mejoría el servicio al pueblo con garantía de 24 horas. Radhamés Segura, otro dirigente del Partido de la Liberación Dominicana (PLD), afirmó que debió actualizarse con las estadísticas de 2017.

Al formular sus críticas, el partido Alianza País dijo que el mismo fue objeto de la queja de muchas organizaciones que no se hicieron representar en el acto del jueves. AP llamó al Pacto “un acuerdo de élites” entre el empresariado del sector eléctrico y el gobierno.

Abinader entrega memorias
El presidente presenta hoy ante la Asamblea Nacional las memorias del gobierno, que en caso excepcional, abarcaría el suyo y el último semestre de su antecesor. Se espera que Abinader se enfoque en lo actual, la pandemia y el ritmo de la economía.

Abinader ha mostrado mucho entusiasmo sobre la posibilidad de que en pocos meses durante el año, tras llegar las primeras vacunas para médicos, personal hospitalario y mayores con malestares de salud, pueda abarcarse a los otros mayores y a la población general.

El gobierno, hasta ahora, se ha cuidado de que pase aquí lo de Perú y Argentina, países en los cuales cientos de funcionarios y personas en plena salud aprovecharon las relaciones de poder y se inocularon primero, causando escándalos nacionales.

Abinader podría hablar de la rápida recuperación que ha tenido la economía según las cifras del Banco Central y de los organismos internacionales que la monitorean, que anticipan un crecimiento sobre un 5% durante el 2021 y más en el año siguiente.

El Banco Central dice: “la notable tendencia a la recuperación de la economía ha estado impulsada en gran medida por la implementación de una política monetaria expansiva, la cual ha puesto a la disposición de las entidades de intermediación financiera liquidez en moneda nacional por unos RD$190,045 millones (más del 4% del PIB, constituyendo el plan de estímulo más amplio de toda la región de Centroamérica y el Caribe, y que ha beneficiado a unos 66 mil usuarios de crédito”.

Por el optimismo que proyecta su régimen y las medidas del Banco Central, las remesas recibidas al cierre de 2020 superaron por primera vez los US$8,200 millones. El turismo también ha aumentado la ocupación hotelera mayormente por dominicanos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *