Falta de auxilio por efectos de la Covid-19 afecta a pequeños negocios turísticos de la Ciudad Colonial de Santo Domingo

Falta de auxilio por efectos de la Covid-19 afecta a pequeños negocios turísticos de la Ciudad Colonial de Santo Domingo

SANTO DOMINGO, RD.- Jacques Alain Gerard Le Peltier, empresario francés, radicado en República Dominicana desde el año 1988, invirtiendo US$2 millones en el restaurante “Los Tres Mosqueteros” localizado en la calle El Conde, entre las avenidas Isabel la Católica y Las Damas y el cual tuvo que cerrar por presiones competitivas desleales, llama la atención al Gobierno Nacional para que le auxilie al igual que otros pequeños negocios del sector y de la Ciudad Colonial

Recientemente se vio en la necesidad de cerrar las puertas de su restaurante “Casita de Campo” localizada en el Paseo peatonal “El Conde” luego de pasar por dificultades económicas durante los dos últimos años y en el momento de ir retomando un beneficio, la pandemia del Coronavirus (Covid-19) le ha obligado a tomar esta decisión.

Restaurante Mi Casita de Campo – Cerrado

De acuerdo a la publicación del digital Elmotin.com el cierre del restaurante ha afectado por igual a 15 empleados directos y una veintena indirectos, quienes perdieron donde ganarse la vida. Alain subsiste como puede, deambula buscando la ayuda del gobierno, sin hasta ahora ser escuchado, a pesar de ser un empresario que paga cabalmente sus impuestos.

En ese sentido explica: “Yo perdí todo mi dinero, no tengo ayuda de nadie, no puedo seguir así sin ayuda, al contrario siempre los inspectores vienen a molestar, a amenazar con que me van a meter preso», dijo lamentándose de su penosa situación”

Alain dice que, como empresario que opera legalmente, ha solicitado que se le incluya en los planes de asistencia del gobierno, pero nadie responde.  Espera el auxilio responsable de las autoridades.

Este caso de Jacques Alain Gerard Le Peltier, se repite con otros pequeños negocios de la emblemática ciudad primada de América, que han tenido que cerrar sus puertas ante la falta de clientes y falta de auxilio estatal, por lo que es necesario supervisar en el estado en que se encuentran y tramitar la ayuda posible para que se restablezcan y no pierdan sus bienes y garantizar además el reingreso de cientos de empleados que han quedado sin trabajo y sin auxilio

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *