Finjus propone a legisladores revisar cofrecito y barrilito

Finjus propone a legisladores revisar cofrecito y barrilito

SANTO DOMINGO, RD.- La Fundación Institucionalidad y Justicia (Finjus) exhortó ayer al Congreso Nacional a revisar y corregir las partidas que bajo la denominación de “Administración de Contribuciones Especiales” están consignadas en el proyecto de Presupuesto General del Estado para el año 2021.

Se trata de los popularmente conocidos como “Barrilito” y “Cofrecito”; dietas, exoneraciones para importar vehículos y otros beneficios que reciben los senadores y diputados bajo el pretexto de asistir a las comunidades que representan, en tareas de salud, reparación de viviendas, ayuda por defunciones y otras.

Para esos fines el Senado tiene consignado en el presupuesto del 2021 RD$461 millones (alrededor de RD$55 millones más que en el 2018; y la Cámara de Diputados RD$230 millones (alrededor de 700 millones menos que en el 2018).

“Se ha establecido que las partidas presupuestarias que en los últimos años se han disfrazado como “asistencia social” en realidad son un instrumento que desvirtúa la función constitucional de los legisladores, sustentan el clientelismo, el despilfarro, la falta de transparencia y la impunidad”, dijo la entidad de la sociedad civil.

Indicó que en la sociedad dominicana hay preocupación porque en el proyecto de presupuesto para el 2021 se mantienen esas “gravísimas distorsiones” no obstante las observaciones que desde hace años vienen haciendo diferentes instituciones internacionales sobre la perniciosa práctica.

“Resulta preocupante que tanto en las partidas del Senado de la República como en las de la Cámara de Diputados reaparezcan estos conceptos que constituyeron una importante promesa electoral de candidatos y agrupaciones políticas en las pasadas elecciones, y cuya superación se esperaba” dijo la injus.

Elogió a legisladores que en el marco de la situación sanitaria, social y económica que prevalece en el país por efecto de la pandemia, decidieron renunciar voluntariamente a dichos privilegios, y confió en que desde el Congreso se corregirán las distorsiones que desnaturalizan las funciones esenciales de ese poder del Estado “de representación, legislación y fiscalización”.

Sobre impuestos. La FINJUS además consideró “inaceptable” que en el proyecto de presupuesto se incluyan nuevas figuras impositivas, como propone el Poder Ejecutivo, porque vulneran el orden jurídico y lesionan la institucionalidad democrática.

“El Congreso Nacional se encuentra con una nueva oportunidad de sobreponerse a las presiones de quienes desean perpetuar un régimen de privilegios que es ilegal, que viola la razonabilidad de sus actos y lastima la confianza social en el primer poder del Estado”, puntualizó la entidad civil.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *