La Victoria es un comando para delinquir, donde todo el que llega fracasa, consideran representantes de la sociedad civil

La Victoria es un comando para delinquir, donde todo el que llega fracasa, consideran representantes de la sociedad civil

Santo Domingo.- Los hallazgos que arrojaron las pesquisas en la cárcel de La Victoria, que incluye un complejo sistema de vigilancia con cámaras en circuito cerrado, revela los niveles de complicidad entre reos y autoridades que son la consecuencia de la ausencia de una política «clara» en el sistema penitenciario, consideraron este miércoles representantes de la sociedad civil, quienes entienden que el Gobierno debe «precipitar» la transformación del sistema carcelario.

Así lo entienden los representantes de la Fundación Institucionalidad y Justicia y Participación Ciudadana, quienes condenaron que desde el Gobierno no haya voluntad de pasar al nuevo modelo penitenciario y que haya que otros privados de libertad mueran, para entonces hacer algo al respecto.

Para Servio Tulio Castaños Guzmán, vicepresidente ejecutivo de Finjus, lo que ocurre en La Victoria “es un secreto a voces de las mafias que operan desde ese recinto penitenciario, en complicidad con funcionarios del Estado”.

Al recordar los niveles de inseguridad y hacinamiento que se vive en la Vicitoria, Leidy Blanco, coordinadora general de Participación Ciudadana, entiende que ese recinto funciona como un comando para delinquir, ya que cuentan con sistemas de vigilancia y monitoreo tanto dentro como fuera del penal.

Insistieron con que debe existir  una políticas carcelarias claras y un régimen de consecuencias ante los ilícitos que se cometen en ese penal, de lo contrario, se seguirán haciendo intervenciones, pero no se resolverá el problema.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.