Lágrimas y sufrimiento: Así vivió Alberto del Río las acusaciones de secuestro y abuso

Lágrimas y sufrimiento: Así vivió Alberto del Río las acusaciones de secuestro y abuso

Hace aproximadamente año y medio, la carrera deportiva de Alberto del Río estuvo en el ojo del huracán, luego de que el esteta fue acusado de abuso sexual y violencia doméstica, por su expareja Reyna Quintero.

Tras varios meses de indagaciones, el Sistema Judicial de Texas exoneró al atleta de los cargos, al no encontrar pruebas que lo señalaran como culpable.

Aunque Quintero declaró que mintió en sus declaraciones, la justicia siguió el proceso, el cual obtuvo una resolución el pasado 10 de diciembre.

Cuando comenzó todo, “El Patrón” fue detenido, pero fue liberado al poco tiempo, para que las investigaciones se realizaran.

Esto rompió con la carrera del luchador. Incluso, varios compromisos laborales se vinieron abajo, pues también se unió a las acusaciones la integrante de WWE, Paige, con quien tuvo una relación amorosa durante su paso por la empresa estadounidense.

“Al principio, estás peleando con esta persona físicamente. Pero, al final, se convierte en un ciclo. Con el tiempo, te pasa algo todos los días. Me quedaba atrapada en un cuarto con él por unas seis o siete horas, y estaba recibiendo palizas cada dos minutos.

“Y luego te está haciendo todas estas otras cosas locas. No lo nombro porque él es como mi Voldemort. Necesita pasar por lo que sea que le esté pasando. El karma es algo real”.

Paige, luchadora de WWE

Todo este problema trajo una debacle en la carrera del esteta, pues de cierta forma su legado en los encordados se ensució.

Pese a ello, Alberto se mantuvo tranquilo, a sabiendas de que no era culpable. De hecho, Paige nunca levantó una denuncia formal, por lo que el esteta azteca confiaba en que la resolución sería a su favor.

Los momentos de investigación fueron una tortura para Alberto, pues perdió credibilidad en el mundo del deporte. Sin embargo, siempre se mantuvo entusiasta, con el deseo firme de volver a los encordados.

“La verdad siempre sale a la luz, vivimos un momento muy difícil en el que se pueden decir muchas cosas. Cuando eres personaje público, la sociedad y medios de prensa, no todos, no te dan derecho de réplica. Fueron acusaciones falsas y sin fundamentos. Gracias a las leyes de Texas que investigaron todo esto y minuciosamente, porque cuando eres famoso el trato no es mejor, porque se busca dar un ejemplo con nosotros.

“Nunca secuestré, ni agredí a nadie sexualmente. Fueron declaraciones falsas; y el mismo buró que investigó, intervino teléfonos y al final determinaron mi inocencia. Ya se cumplió mi primera prioridad que es ver a mis hijos. El siguiente es recuperar mi lugar, porque no lo perdí, me lo arrancaron. Debo buscar lo que me costó ganarme y nada se me regaló”.

Alberto del Río, luchador mexicano

El esteta azteca piensa volver a la acción. Incluso, hay rumores de que AEW está en platicas con él, pero por el momento no hay nada concreto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.