Las 5 claves del Francia-Bélgica

Las 5 claves del Francia-Bélgica

1. PORTEROS

El marcador no reflejó el fútbol que se vio sobre el terreno de juego. Se enfrentaban Francia y Bélgica, dos de las mejores selecciones, y, además, los dos poteros más en forma de este Mundial. Quedó demostrado, Lloris y especialmente Courtois demostraron que han sido fundamentales para que sus equipos hayan llegado a las semifinales. Hubo muchas ocasiones para que solo subiera un gol en el marcador, el del Umtiti a balón parado. Los delanteros, eso sí, perdieron el duelo ante los porteros.

2. EL PLANTEAMIENTO ANTI ‘HAZARD’

El doble pivote de Francia tenía muy claro que debía hacer: detener a Eden Hazard. Con Mbppé colaborando más bien poco en defensa, Pavard sufrió horrores ante el del Chelsea pero fue socorrido constantemente por Pogba, que también sufrió al belga, e incluso Kanté. Si bien no lograron frenarlo en muchas ocasiones, pusieron muchos impedimentos para que jugara cómodo y lo acabó pagando belga y, en especial, Lukaku, que vio como a penas le llagaron balones de cara a gol.

3. GRIEZMANN-MBAPPÉ

Si bien es cierto que Fellaini, Dembelé y Witsel se centraron en detener el centro del campo de Francia, el buen partido de Pogba liberó en especial a Griezmann a la espalda de los mediocentros, y eso explotó las virtudes de Mbappé. La defensa de tres de Bélgica hizo un buen papel pero, en ocasiones, estuvo muy sola, lo que permitió a Francia explotar la velocidad y tener más llegada, socorrida por un Vertonghen que pudo controlar a Mbappé y por un Courtois que estuvo inmenso.

4. EL ORGANIZADOR

Eso es lo que le faltó a Bélgica en la segunda parte. Ni mucho menos los diablos rojos merecieron el marcador pero, con el paso de los minutos, el equipo quiso volcarse y Roberto Martínez aportó el desequilibrio necesario para ello con Carrasco y Mertens. Pero entonces Bélgica quedó más supeditada que nunca a un Hazard que recibía demasiado atrás y un De Bruyne que conectaba con poco espacio. Se fueron Fellaini y Dembelé, buenas decisiones, pero faltó alguien con talento para hacer llegar la pelota a los buenos en zonas adelantadas. El resultado, centros sin rematador.

5. LOS CENTRALES

Los de Francia. Porque menudo Mundial están firmando. Varane estuvo como nunca, o más bien como siempre desde que empezó la competición. Entre él y Umtiti secaron a un Lukaku que se vio impotente incluso en la disputa física. No ganó ningún balón por arriba. Potente el del Madrid en ese aspecto en defensa y clave el del Barça en el área contraria. Harry Kane deberá pensar en soluciones, porque las coberturas son buenas y los marcajes, mejores. Y si no llegan, ahí está Lucas Hernández para corregir. Ganó el que mejor defendió.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!