Las reservas de café en Brasil se acercan a mínimos históricos y los precios «seguirán subiendo»

Las reservas de café en Brasil se acercan a mínimos históricos y los precios «seguirán subiendo»

Se prevé que en 2022 la demanda supere a la oferta por segundo año consecutivo.

Las reservas de café en Brasil, el mayor productor del mundo, se acercan a mínimos históricos y en marzo del siguiente año podrían caer hasta los siete millones de sacos con un peso unitario de 60 kilogramos, cuando el nivel óptimo es de entre 9 y 12 millones de bultos, informa Bloomberg.

El descenso en la producción de este tipo de granos en Brasil está exacerbando la escasez mundial de los mismos y amenaza con influir en un mayor incremento de los precios.

Las reservas de la variedad arábica en los depósitos portuarios controlados por la bolsa estadounidense ICE Futures se encuentran en su nivel más bajo en 23 años

Entretanto, la demanda mundial de café sigue aumentando y todo indica que, en 2022, superará a la oferta por segundo año consecutivo.

Las reservas «son tan bajas que incluso si el próximo año llegáramos a tener una buena cosecha, Brasil difícilmente tendrá suficiente [café] para satisfacer la demanda», dijo Nelson Carvalhaes, miembro de la junta directiva del grupo exportador brasileño Cecafé.

«Solo esperamos que llueva», agregó.

La Niña

El panorama no es muy alentador, puesto que se espera que las condiciones climáticas causadas por el fenómeno de La Niña continúen durante varios meses más, provocando más sequía en Brasil y exceso de lluvias en Colombia, el segundo mayor productor mundial de café.

El clima adverso también podría afectar la producción cafetera en Guatemala, Honduras y Nicaragua.

La escasez de suministros globales ha provocado que el valor de los futuros del café arábica en la Bolsa de Nueva York aumente un 11 % interanual.

«Los precios globales seguirán subiendo y la incertidumbre sobre el suministro brasileño es una de las principales razones», comentó el analista económico de Rabobank, Guilherme Morya.

Importantes marcas como Starbucks y Jacobs ya incrementaron los precios de sus productos en respuesta a la presión inflacionaria.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.