Mercado limpio, una utopía del Distrito Nacional

SANTO DOMINGO.- Los mercados públicos del Distrito Nacional, el Modelo y el de Villas Agrícolas (Duarte), los principales de la ciudad, recientemente inaugurados los trabajos de remozamiento por parte de la Alcaldía del Distrito Nacional, continúan con lentitud, rodeados de basura e insalubridad.

El propósito de todas las gestiones pasadas y presente del gobierno local que han pasado por el Ayuntamiento del Distrito Nacional (ADN), prometen el rescate de estos espacios públicos, pero a la hora de accionar esto se torna una utopía. Actualmente el ADN trabaja en el remozamiento del mercado Modelo, con la construcción de los baños, uno de los problemas neurálgicos del lugar por ser un atractivo turístico; no obstante, la planta física del mercado prácticamente se les viene abajo a los mercaderes, además de cientos de filtraciones, la falta de recogida de la basura y la carencia de un régimen de consecuencias hacia los comerciantes de mantener el orden y la limpieza.

El presidente de la Asociación de Comerciantes del Mercado Modelo (Acomemo), Delsio Antonio Núñez, dijo que los trabajos de una de las fases del remozamiento están lentos o prácticamente paralizados, además expresó que hay muchas cosas por hacer dentro y fuera del mercado. Sin embargo, explicó que valora la atención puesta por el alcalde David Collado, quien, según él, ha sido el único en hacerlo. “Los trabajos de remozamiento se podrían calificar que en las últimas semanas de lento, prácticamente paralizados. Se comenzó con mucho entusiasmo pero realmente hasta estas alturas no sabemos lo que está pasando. En la fase final de los baños que prometió el alcalde (David Collado) hasta ahora no sabemos por qué se ha paralizado la obra”, dijo.

Promesas del Cabildo

En ese sentido, manifestó a un equipo de periodistas de elCaribe que existe otra promesa de hacer una reparación en toda la planta física del mercado, que incluye saneamiento y organización del mismo. “Hay otra promesa de hacer un tipo de remozamiento en las filtraciones de toda la planta física. A nosotros como asociación el alcalde no nos comunicó los pormenores de organizar esa “arrabalización” afuera, de esas operaciones de organización solo se refirió a la estructura física”, expresó Delsio Antonio Núñez, presidente de Acomemo.

En tanto que el administrador del mercado Modelo y representante del ADN, Nissen Díaz, sostuvo que “pretendemos entregar los baños. Hoy entró un personal nuevo para la limpieza misma del mercado, un mercado con muchos años que se hizo. Hemos encontrado muchos problemas. Hay un proyecto con el BID (Banco Interamericano de Desarrollo), para una remodelación mayor, mientras le damos el mantenimiento diario que conlleva. En esta semana adquirimos carreterillas nuevas y nueve personas más de conserjes”.

Mercado de la Duarte

El rescate del mercado de la Duarte en Villas Agrícolas es otro de los retos que tiene la Alcaldía del Distrito Nacional para resolver su situación actual. Entre montones de basura, desechos plásticos y aguas negras se encuentra un letrero que dice “No tire basura, ley 120-99, evite caer preso”, colocado allí por el cabildo, donde el mismo es ignorado por los comerciantes y también utilizado para colgar fundas y sacos. En las instalaciones del mercado deambulan perros y gatos, que hacen sus necesidades cerca de los alimentos que están a la venta.

Alto riesgo para la salud debido a contaminación

El mercado, construido en 1973 para albergar unas 800 personas, hoy es ocupada por más de 30 mil. Médicos especialistas revelaron los riesgos a la salud que implican estos alimentos comercializados en el lugar, rodeados de basura y aguas negras. El amontonamiento de las verduras, carnes y demás productos de consumo masivo provoca que estos se contaminen con mayor facilidad. Las consecuencias de consumir alimentos contaminados podría provocar diarrea, vómitos, fiebre y, en casos extremos, la muerte.

Algunos de los comerciantes del mercado expresan sentirse incómodos por la situación de poca higiene de la que están rodeados, ya que les provoca un descenso significativo en el dinamismo de las ventas de sus productos; además de que la gente en los últimos tiempos, dada la podredumbre, han dejado de comprar, especialmente vegetales, con el temor de enfermarse o adquirir alguna bacteria. La mayoría de los mercaderes desconocen que la ley 120-99 prohíbe a toda persona física o moral tirar desperdicios sólidos y de cualesquiera naturaleza en calles, aceras, parques, carreteras, contenes, caminos, balnearios, mares y ríos. También, prohíbe a los propietarios e inquilinos de establecimientos comerciales sacar basura y desechos sólidos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!