Recolonizar

Recolonizar

La recolonización neoliberal -pese a los efectos devastadores a nivel planetario de esa estrategia del gran capital transnacional- ha venido con duro a partir de esta pandemia que impacta brutalmente, como si tratara de un súper-ajuste empobrecedor de pueblos. de peores consecuencias que aquellos auspiciados directamente por el FMI y el BM.

La crisis anterior -agravada por la tragedia sanitaria- está siendo manipulada para su provecho por las clases dominante-gobernantes subordinadas al imperialismo occidental, cargarla totalmente a los/as asalariadas, empobrecidos/as y capas medias.

A esa impronta responde fiel y gustosamente el nuevo gobierno de Abinader, sus multimillonarios preferidos y la cúpula del PRM asociada a Leonel y al PRSC. Presentes con especiales apasionamientos y febriles iniciativas el anuncio de venta de activos del Estado, a cargo de sus propios compradores privados (¡tráfico de influencia!), de corporaciones transnacionales y bancos que financian presupuesto, de la ominosa promoción de alianzas público-privadas (APPs), de un oneroso endeudamiento externo (condicionado por FMI y BM) y de un devastador plan minero que ya BarricK Gold esta lista a encabezar con la bendición del nuevo gobierno.

Sorpresa para mí no hay. Nunca creí, como ciertos seudo-izquierdistas y cierto “progresismos” que se encaramaron en ese tren, en las bondades de un cambio apadrinado por los Trump y Pompeo, como lo apadrinarían Biden, Obama y Clinton si logran volver a aquella “Casa Blanca” que tanto ama a los seres humanos “de color”. ¡Que se subieron al tren del coloniaje buscando cuotas y vergonzosamente siguen en él!

El PRM, heredero del PRD, nació esencialmente privatizado y significativamente corrompido. Hasta su matrícula original, la del PSD de Rafael Abinader, es una herencia nutrida por el gran capital privado. Sus dos facciones están encabezadas, una por un empresario metido a político y la otra por un agrónomo-político metido a capitalista; mientras la ideas de sus cogollos, profundamente conservadoras, están ancladas en la estrategia neoliberal, la sumisión a EE.UU y la voraz mentalidad empresarial.

Con esos factores a rastros, la COVID 19 y el gestionado respaldo de Washington, actuaron potenciando su lacayismo, ahora “aceitado” con un préstamo estadounidense de 2000 millones de dólares, 1000 al gobierno dominicano para fomentar las APP y 1000 al sector privado para ayudarlo a asaltar el Estado; comenzando por apropiarse de lo que le queda en el área eléctrico-energética …. Y después: ¡Rompan filas y que vivan las AES, los González Bunster, Rainieri, Martí y Vicini, y hasta Falcondo y Barrick! La nueva fase de la recolonización y la nueva ola de privatizaciones están en marcha y hay que impugnarlas sin contemplaciones.. (Domingo 8-11-2020, Santo Domingo, RD).

Por: Narciso Isa Conde

[email protected]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *