Extrema derecha y sus detractores se enfrentan en manifestaciones en Berlín

Extrema derecha y sus detractores se enfrentan en manifestaciones en Berlín

Ante la convocatoria Alternativa para Alemania, miles de personas se congregaron en la capital germana para enfrentar los adherentes del partido.

BERLÍN.- Grupos de antirracistas y partidarios de izquierdista llenaron este domingo las calles de Berlín para enfrentar una manifestación convocada por el partido de extrema derecha Alternativa para Alemania (AfD). Unidos bajo el lema «No al odio», los contramanifestantes afirmaron que buscaban arruinar la marcha del partido antiinmigrantes y antiislam AfD. Pero miembros del mismo conglomerado acusaron a algunos rivales de amenazar con el uso de la violencia para evitar el avance de la protesta.

Poco después del mediodía, alrededor de mil simpatizantes del AfD se congregaron en la principal estación de trenes de Berlín para el inicio de la marcha «por el futuro de Alemania», que estaba prevista que llegara a la emblemática Puerta de Brandenburgo.

La manifestación suponía la primera demostración pública de fuerza del grupo nacionalista desde que se convirtió en el principal partido de la oposición.

Estba previsto que se dirijan a la multitud los máximos responsables del AfD, Joerg Meuthen y Alexander Gauland, que critican continuamente la decisión de la canciller, Angela Merkel, de permitir la entrada de un gran número de refugiados, principalmente musulmanes, en el momento cúlmine de la crisis de los migrantes en Europa.

Después de estimar que reunirían a 10.000 simpatizantes del AfD, los organizadores bajaron las expectativas y situaron la cifra entre «al menos 2.500-5.000». El líder del AfD en Berlín, Georg Pazderski, dijo antes de la marcha que muchos temían ser «estigmatizados» por mostrar su simpatía por el partido, incluso después de que alcanzara casi el 13% de los votos y consiguiera sus primeros escaños en el Parlamento en las elecciones del año pasado. Contramanifestaciones Mientras tanto, también en el centro de Berlín, unas 3.000 personas se reunían en una contramanifestación, cuyos organizadores dijeron que querían minimizar la demostración de la extrema derecha. «No dejaremos las calles al AfD», dijo Nora Berneis de la alianza «No al odio, no al AfD», que agrupa a partidos políticos, sindicatos, agrupaciones estudiantiles, abogados de migrantes y organizaciones de la sociedad civil.

Una de las contramanifestaciones más coloridas fue organizada por unos 100 clubs de la legendaria escena tecno berlinesa, que usaban barcos y flotadores en el río Spree y un convoy de camiones con DJ’s para «bajar de nivel» al AfD. La policía de Berlín desplegó 2.000 uniformados, llegados de toda Alemania, para evitar enfrentamientos y cualquier intento de «bloquear el derecho a la libertad de expresión»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *